Home » Belleza, Piel, Tratamientos de Belleza » Tratamientos no invasivos para combatir la celulitis: NIST

Tratamientos no invasivos para combatir la celulitis: NIST

En la eterna lucha contra la celulitis, constantemente se dan a conocer nuevas técnicas para tratar de eliminar esas odiosas imperfecciones. La vacumterapia, también conocida como NIST, es una de ellas y en esta nota te contamos de qué se trata y cómo funciona.

Vacumterapia es un neologismo adoptado del inglés vacuum therapy (terapia de vacío), en referencia al aparato que se aplica sobre la piel creando un efecto de succión; mientras que NIST es el acrónimo de Non Invasive Subdermic Therapy (Terapia Subdermíca No Invasiva), en referencia a que, a pesar de aplicarse superficialmente, es decir por arriba de la piel, se consigue un trabajo subdérmico sin necesidad de cortar la piel.

Tratamientos no invasivos para combatir la celulitis: NIST

Es una técnica que se realiza mediante un compresor que al aspirar la piel actúa sobre esta y sobre los tejidos subyacentes, con cabezales especialmente diseñados que permiten la producción de una succión controlada, con modos continuos y pulsados y válvulas de seguridad para la prevención de cualquier complicación. Así, la NIST es una técnica por aspiración que actúa a nivel hipodérmico realizando un masaje no traumático (sin dolor, ni moretones) a presión negativa.

Concretamente, lo que hace esta terapia es aspirar la piel actuando sobre esta y sobre los tejidos que se sitúan inmediatamente por debajo de ella. Actúa a nivel hipodérmico realizando un masaje de dentro hacia fuera, es decir, empuja los tejidos del interior al exterior, lo contrario que hace el masaje tradicional. De esta forma se obtiene la reducción de celulitis, reducción de grasa localizada, afirmar el contorno del cuerpo y suavizar la piel.

El NIST ayuda a movilizar y eliminar depósitos de grasa, estimula la circulación, promueve la reabsorción y drenaje de los líquidos retenidos y toxinas y mejora la elasticidad total y la calidad de la piel. Los resultados clínicos muestran una mejor circulación desde el primer tratamiento, y una mejora en la calidad y el aspecto de la zona de tratamiento.

Para tratar la celulitis, es común que se recomiende vacumterapia complementado con otros tratamientos, como ultrasonido. Dependiendo de sus necesidades, edad y estilo de vida, los tratamientos se realizan una o dos veces por semana para un total de entre 8 y12 sesiones, más las de seguimiento o mantenimiento cada 6 a 8 semanas.

Este tratamiento no sólo no es doloroso, sino que tiene una acción relajante por lo que suele recomendarse también como terapia anti-stress.

También suele aplicarse como complemento periquirúrgico para las lipoaspiraciones, ya que antes de la operación ayuda a reblandecer la capa fibrosa de la hipodermis facilitando el paso de la cánula, mientras que después de la misma ayuda a reabsorber los hematomas y uniformizar los tejidos.




Ver mas notas sobre Belleza, Piel, Tratamientos de Belleza

Otras notas que pueden interesarte:

Ejercicios para bajar de peso
Aumento de busto sin cirugía con Macrolane
Protector solar en cápsulas: fotoprotección por vía oral

Suscríbete gratis

Ingresa tu email y recibe nuestras notas por correo electrónico


Busca en nuestro sitio

Comparte

Deja tu comentario en Tratamientos no invasivos para combatir la celulitis: NIST

No utilices este medio para hacer spam, gracias!