Home » Cosméticos » Ingredientes cosméticos. ¿Que nos dicen las etiquetas?

Ingredientes cosméticos. ¿Que nos dicen las etiquetas?

A menudo nos encontramos frente a una gran variedad del mismo estilo de producto y no sabemos cual elegir. Aunque parecen todos iguales, no lo son y la diferencia solo se puede apreciar en sus ingredientes. Una buena parte de ellos los conocemos, como los derivados de plantas, aceites, etc. Pero si se trata de los ácidos, vitaminas u otros productos químicos es importante saber sobre ellos para estar seguros de que funcionarán en la piel y no malgastaremos el dinero. En esta nota proponemos una lista de los ingredientes más comunes que se encuentran en todas las cremas de tratamiento con sus usos y beneficios.

cosmeticos

Ingredientes cosméticos. ¿Que nos dicen las etiquetas?

 

Las formulas de cada crema no son iguales, ni se adaptan a todas las pieles o edades, por ello hay que saber de que se compone cada producto y cual es el verdadero efecto que tendrá en las personas. Ácido glicólico, vitamina C, retinol, coenzima, son nombres que resultan familiares porque se encuentran en casi toda la cosmética, pero ¿qué son realmente?, esta respuesta es la que a continuación se detalla.

A la hora de comprar cualquier producto dermo cosmético, lo más importante es hacerlo en tiendas especializadas o farmacias, recurrir a marcas mundialmente conocidas y además chequear en su etiqueta que se describan todos los ingredientes que posee junto con el sello de la administración de salud del país donde se vende, lo que implica que es seguro para la piel y que ha sido aprobado para la venta. Luego, ir sobre los ingredientes de la fórmula para saber cual es mejor para el tipo de piel que se tiene y el efecto que se busca.

Componentes que integran un cosmético

Todas las fórmulas, tradicionales y actuales, tienen una base común: los principios activos, el excipiente y los aditivos. Estos a su vez varían en su origen (animal, vegetal, sintético, químico) y también en su porcentaje contenido en el producto. Hay ingredientes bueno y malos para la piel y la salud, pero aquí solo nos concentraremos en los beneficiosos.

ingredientes cosmeticos

 Principios activos

Es el compuesto principal del cosmético, es lo que dice va a hacer en la piel, el efecto (borrar arrugas, dar hidratación, reafirmar, regenerar, etc). Es la actividad que tiene ese ingrediente y que da resultados visibles.

El excipiente

Es lo que se mezcla con los principios activos para que no estén en estado puro o para hacerlos aptos para aplicarlos directamente a la piel. Estas sutancias son el vehículo del cosmético, lo que le da textura, crema, gel, espuma, etc. Su ingrediente principal es el agua (60-90%) pero también el alcohol y productos derivados de la petroquímica. Los típicos son la vaselina, parafina, etc. Esto es muy importante porque de acuerdo a que excipiente tenga un cosmético puede ser muy fuerte por ejemplo para pieles sensibles o con acné, como el alcohol. En general ahí está el origen de muchas alergias.

Los aditivos

Se trata de los colorantes, los conservantes o el perfume que necesariamente toda crema posee, ya que gracias a ellos se trata de que el producto sea estable, aplicable, huela bien, dure una vez abierto y que su aspecto sea agradable. Muchas marcas trabajan en la búsqueda de aditivos más naturales que resulten menos agresivos a las pieles sensibles.

Componentes más comunes:

  •  Acido hialurónico: muy bueno para pieles deshidratadas y con arrugas. Es un componente que se encuentra de manera natural en el cuerpo humano y que a su vez se refuerza con el proveniente de origen animal. Su función es la de mantener la humedad en la piel y actuar rellenando las arrugas, por ello se entiende que “alisa la piel”.
  • Acido glicólico: proviene de las frutas y se extrae de la caña de azúcar. Es exfoliante natural ya que barre con las células muertas pero a la vez no deshidrata. Borra imperfecciones y le da un aspecto más joven, más brillante a la piel del rostro. En general se usa en poca cantidad si una no está acostumbrada porque puede resultar muy fuerte para pieles vírgenes de exfoliaciones.
  • Acido salicílico: es lo más usado para piel acnéica, con psoriasis o verrugas que le dan textura irregular al rostro. Es exfoliante pero también purificante, ideal para cuando el rostro sufre alteraciones y brotes espontáneos.
  •  Provitamina A o Caroteno: Es un compuesto químico llamado más específicamente Beta-caroteno. Puede proceder del hígado de mamíferos diversos o de plantas. Se usa en todo tipo de productos, para el bronceado, limpiadores, humectantes, lociones para después del afeitado, productos de ducha, maquillaje, productos para el cuidado del cabello y productos para el cuidado de la piel facial. En el maquillaje es agente colorante y en el pelo sirve para reforzar. La clave es que tiene propiedades antioxidantes y protege a la piel del daño del sol.
  •  Vitamina C: le da luminosidad y tersura a la piel, reduce manchas y otros sinos de la edad. Es uno de los mejores antioxidantes y lucha contra los radicales libres. La única precaución al usarlo es no tener contacto directo con el sol porque puede manchar y que su vencimiento es rápido. También debe comenzar a aplicarse en bajas dosis porque puede dar picazón.
  •  Retinol: es de los más usados para las pieles maduras ya que combate las arrugas. Es una forma de Vitamina A y trabaja sobre el colágeno y elastina de la piel. No todas las pieles lo toleran y a veces puede provocar fotosensibilidad.
  •  Coenzima Q10: también se encuentra en el cuerpo de manera natural y es la encargada de proteger la piel de los factores externos como la contaminación u otros agentes climáticos. Se adapta a todo tipo de piel y además es muy reafirmante.

Cualquier de estos ingredientes son beneficiosos para la piel usados de forma preventiva o reparadora. Pero lo que hace que un cosmético sea mejor que otro es la calidad del excipiente y en el porcentaje de principios activos que este contenga. Generalemnte no supera el 3% de la fórmula si se trata de cremas que son de venta libre, pero para problemas más serios, las concentraciones son más altas en cremas dermatológicas médicas y requieren supervisión del profesional.

También hay una serie de componentes muy malos y tóxicos, también otros que provienen de los animales y se obtienen mediaente procesos muy crueles. Sobre ellos ampliaremos en las siguientes notas.




Ver mas notas sobre Cosméticos

Otras notas que pueden interesarte:

Las marcas y propuestas más interesantes en biocosmetica
Celíacos: gluten en los cosméticos (II)
Un siglo de productos Maybelline, los clásicos infaltables

Suscríbete gratis

Ingresa tu email y recibe nuestras notas por correo electrónico


Busca en nuestro sitio

Comparte

Deja tu comentario en Ingredientes cosméticos. ¿Que nos dicen las etiquetas?

No utilices este medio para hacer spam, gracias!