Home

coco


Cabello, Recetas y Productos Naturales, Tratamientos de Belleza »

[8 May 2012 | Por | Dejar comentario]
Humectar el cabello de forma natural

Si tu cabello es seco y quieres mantenerlo humectado con tratamientos económicos y que no dañen el medioambiente, puedes seguir estos consejos de humectación natural para el pelo. Tu cabello se verá brilloso, sano y sin frizz sin necesidad de que utilices costosos cosméticos ni productos químicos complejos.

Hoy quieres volver a lo simple y natural ¡inténtalo! Estos consejos para humectar tu pelo de forma natural y casera son la solución para tu pelo reseco, sin vida o demasiado esponjado. Prueba todos estos trucos para un cabello sano, brillante y humectado y luego nos cuentas cómo te ha resultado cada uno.

Piel, Recetas y Productos Naturales »

[12 Ago 2010 | Por | 1 Comentario]
Cómo hidratar y reparar manos secas y agrietadas: recetas con productos naturales

Un problema recurrente entre las mujeres es el de las manos secas. A veces este incordio llega a complicarse más aún cuando la piel de las manos presenta grietas a causa de la extrema sequedad. Una de las causas más comunes que puede estar provocando este problema es el excesivo lavado de las manos con agua y jabón. Es menester recordar que los detergentes que contienen la mayoría de los jabones cosméticos que encontramos en el mercado pueden ser dañinos, especialmente en biotipos cutáneos muy claros, donde la piel (incluso de las manos), es más sensible y fina.

Nutricion, Recetas y Productos Naturales, Salud Integral »

[10 Jun 2009 | Por | 1 Comentario]
Una medicina natural: el poder curativo de las frutas

A veces frente a un contratiempo en nuestra salud o aspecto, tendemos a recurrir a productos procesados y, lo que es clave, promocionados por los medios. Pero la naturaleza no tiene campañas de marketing por detrás ni publicidades en la televisión, y sin embargo, nos da de forma gratuita y, por supuesto, natural, los remedios a diversas dolencias y soluciones a distintos problemas.

En este caso nos dedicaremos a las frutas, que son muy ricas en vitaminas y minerales; no poseen grasas y apenas calorías. Siempre que las comamos muy bien lavadas y en su punto de maduración, podemos aprovechar sus poderes curativos.